Algunas personas, que en muchas actividades cotidianas se comportan de manera bien educada, nos sorprenden cuando están frente al volante mostrando conductas agresivas e irrespetuosas. Evidentemente, estos comportamientos influyen de manera negativa sobre el ambiente de tolerancia y cortesía que debería reinar en las calles y rutas de nuestro país.

Algunas veces y sin darnos cuenta, nos quejamos de las faltas e infracciones de los demás conductores, sin pensar que muchas veces somos nosotros mismos los que las cometemos.

En el día a día, la mayoría de las personas tienen un ritmo de vida estresante, pero esas tensiones no deben trasladarse al volante, al contrario, deben de tratar de reducir el estrés en el momento de conducir para prevenir accidentes.

En Castillo y Asociados te damos algunas reglas básicas de educación y cortesía al conducir para que consigas mantenerte tranquilo mientras manejas y de esta manera, conseguir una buena convivencia con los demás conductores y evitar incidentes.

  1. Tener paciencia y tolerancia

Desde el momento en que nos sentamos frente al volante, debemos armarnos de paciencia y tolerancia ante los errores o distracciones de los demás. Si el semáforo está en verde y el coche que está delante no se mueve, nada se gana con tocar la bocina.

  1. Máximo respeto para las normas de tránsito

Respetar todas las normas de tránsito: las señales de stop, los cebras y las luces del semáforo, es la regla de educación número uno. Respeta si quieres ser respetado.

  1. Ceder el paso

Recuerda siempre ceder el paso a los peatones en las esquinas, a los autos que desean adelantarte y ante la duda si corresponde o no, ceder el paso siempre es la mejor opción.

  1. Mantén tu distancia

Este es un problema común y muchos conductores creen que los hará llegar más rápido a su destino, pero no es así: por muy cerca que te pegues de la defensa del coche de adelante, no vas a evitar llegar tarde al trabajo si has salido tarde de casa. Es muy importante mantener la distancia de prudencia con los otros vehículos para evitar accidentes y malos ratos.

  1. Evitar insultos y gestos

Por supuesto, tampoco se gana nada con insultar o hacer gestos a los conductores que están cometiendo un error o una infracción. Esto solo aumentará la agresividad en las calles, así que abstente de este tipo de conductas.

  1. Pedir disculpas

Seguramente en algún momento, tú también cometerás alguna equivocación. Lo mejor es reconocerlo y pedir disculpas con algún ademán elocuente por ejemplo.

  1. Uso de luces adecuado

El uso de direccionales es importante para indicar a otros conductores si vas a dar vuelta o cambiar de carril. Toma en cuenta que tus luces intermitentes son para alertar a otros conductores sobre algún peligro en el camino o que tienes una descompostura en tu automóvil, no para que se te otorgue inmunidad si te estacionas en lugares prohibidos “por cinco minutitos”.


Ser un buen conductor implica que te mantengas atento, respetes el reglamento vial y tengas cortesía con las demás personas con las que compartes la vía pública.

Sentirte bien protegido también hará que tu conducción sea más relajada. En Castillo y Asociados contamos con una gran variedad de Seguros para Vehículos entre los que puedes elegir el que más te convenga dependiendo de tus necesidades.

Si requieres de más información, puedes contactar con un Asesor al (01) 55 3536 3718 o enviar un correo electrónico a atencionaclientes@castilloyasociados.mx.

Fuente: Castillo y Asociados

Normas básicas de cortesía y educación al manejar

Bernabé Castillo Tenorio


Mi carrera inició en Seguros Monterrey, en el año de 1975. Junto con mi esposa Elisa Ayala, formamos la firma de asesoría financiera Castillo y Asociados (seguros, fianzas e inversiones) con más de 40 años de experiencia en el mercado mexicano.


Post navigation


Me interesa mucho tu opinión